Las fiestas del Santo Cristo de Fisterra tienen lugar en los días de Semana Santa, con escenificaciones de la Pasión de Cristo por parte de un grupo de vecinos de la villa que son seguidos por millares de feligreses, en los alrededores de la iglesia de Santa María das Areas, en la carretera que sube al faro.

La más importante de ellas es la que tiene lugar el Domingo de Resurrección. Se trata de un auto sacramental con el que se relata el momento en el que, delante del sepulcro de Cristo custodiado por los soldados romanos, un ángel notifica a las mujeres la nueva de la resurrección de Jesús. Entre las manifestaciones de gozo y alegría y los aleluyas en los que prorrumpen los millares de asistentes, suenan las campanas y la música de bandas y se lanzan cohetes y palomas al vuelo. Como colofón, se baila la “Danza de Nosa Señora das Areas”, cuyo origen data del siglo XVII.

Puede haber recursos que no están georreferenciados y, por lo tanto, no los estás visualizando.
Arriba