FOGUEIRAS DE SAN XOÁN

2
0
Si hay un lugar en el que la Noite de San Xoán se vive entusiastamente ese es A Coruña, donde la noche más corta del año va precedida de toda una semana de actos y preparativos. Desde la mañana se anuncia la fiesta con desfile de bandas y carrozas de meigas para que la quema de la hoguera vuelva a ser un momento mágico e inigualable en el calendario anual.
El olor de las sardinas asadas y del fuego invade la ciudad en la noche del 23 de junio debido a las hogueras que se alzan en numerosos puntos. Mucha gente participa en este culto ancestral al fuego con el que se celebra la entrada del verano y cumple con el rito de pedir deseos saltando sobre las llamas. Pero la hoguera más concurrida es la que se alza en la playa de Riazor, con la figura de una bruja de cartón piedra, alrededor de la que se satirizan sucesos de la vida política y social vividos a lo largo del año, antes de plantarle fuego.
Hasta aquí llegan en cabalgata la Meiga Maior, la Meiga Maior Infantil y sus respectivas meigas de honor, que son las encargadas de encender la hoguera, en un espectáculo que abarrota las playas de Riazor y de Orzán, sembradas a su vez de pequeñas hogueras de jóvenes espontáneos, mientras algunas personas cumplen con el rito purificador del baño de las nueve olas.
En una noche como esta, llena de elementos rituales, la fiesta se prolonga al aire libre o por los locales del Paseo Marítimo hasta el amanecer.

Para no perderse:
Hoguera de Riazor, que es encendida a las 12 de la noche por las Meigas Maior e Infantil.
Arriba