Al este de la Mariña de Lugo encontramos dos rías de características diferentes, excepcionales sobre todo en otoño e invierno: si el tiempo es frío en el norte y centro de Europa, las aves pueden contarse por miles. 

Dos rías con cientos de aves

Durante la migración otoñal son muchas las especies que recalan en ambas rías y que harán las delicias de los observadores exigentes. El recortado tramo de costa existente entre ambas nos deparará aún más observaciones de interés. La ría de Ribadeo, compartida con la vecina Asturias, es una gran entrada perpendicular a la costa que penetra en tierra hasta el estuario del río Eo, mientras que la de Foz es de menor tamaño aunque más abierta.

Destacan en ellas las grandes extensiones de fangos intermareales que pueden alimentar una gran cantidad y variedad de aves, pues sobre ellos vive la Zoostera, planta marina con aspecto de prado, extraordinariamente rica. Entre ambas rías encontramos una costa muy recortada en la que playas y cantiles se alternan en una sucesión continua. La más famosa de estas playas es, sin duda, la de As Catedrais. Se trata de un tramo muy apropiado para la observación de aves en migración e invernada.

Las rutas
Puede haber recursos que no están georreferenciados y, por lo tanto, no los estás visualizando.

Ruta en coche o bicicleta “Acuta”

MEJOR ÉPOCA

Entre noviembre y la primera quincena de febrero

DISTANCIA

13 Km

DURACIÓN

3 horas en coche, 5 horas en bicicleta

DIFICULTAD

Ninguna

MUNICIPIOS

Ribadeo

RECORRIDO

Ría de Ribadeo

Puede haber recursos que no están georreferenciados y, por lo tanto, no los estás visualizando.

Puntos clave de la ruta:

  1. Partimos de Porto de Abaixo (1), al fondo de la ría, donde podemos observar martín pescador en la zona de los juncales.
  2. Tomando la carretera en dirección norte haremos paradas para observar la ría. Un excelente punto es justo donde finaliza el juncal y comienzan las grandes superficies de limo intermareal (2): podremos observar miles de anátidas entre las que destacan, entre otros, el ánade rabudo, el silbón europeo, el porrón común y el moñudo. Debemos estar atentos también a los poco comunes porrones bastardos y barnaclas carinegras. También podremos observar cormoranes grande, zarapitos reales, garzas, garcetas y, con algo de suerte, la siempre sorprendente águila pescadora.
  3. A medida que la ría se abre encontraremos nuevas especies como el zampullín cuellinegro, de particular interés en el tramo previo a la villa de Ribadeo (3).
  4. Atentos a las aguas que rodean su puerto (4), pues podemos observar especies interesantes como el colimbo grande.
  5. De allí nos dirigiremos al entorno de la isla Pancha (6) pasando por áreas de cultivo donde podremos observar especies como el cistícola buitrón o el cernícalo vulgar.

Ruta en coche ou bicicleta “Arquata”

MEJOR ÉPOCA

De agosto a febrero

DISTANCIA

13 km

DURACIÓN

2 horas en coche, 4 horas en bicicleta

DIFICULTAD

Ninguna

MUNICIPIOS

Barreiros, Foz

RECORRIDO

Ría de Foz

Puede haber recursos que no están georreferenciados y, por lo tanto, no los estás visualizando.

Puntos clave de la ruta:

  1. Desde la playa de A Anguieira (1), al este de la boca de la ría, partimos en dirección sur bordeando la ría. Prestaremos atención a los colimbos grandes en mar abierto (2) y al paso de alcatraces atlánticos.
  2. En el entorno de la pequeña aldea de Viladaíde (3) podremos acercarnos a la ría para observar limícolas como el correlimos común, el chorlitejo grande o el zarapito real. Garzas y garcetas completan el elenco.
  3. Tras cruzar la ría, prestaremos atención al fondo de la misma (4) donde se pueden ver numerosas anátidas a ambos lados de la vía del tren. Desde agosto hasta octubre, aproximadamente, este es un buen lugar también para observar espátulas comunes.
  4. A continuación, nos acercaremos a la Punta da Arnela (5) que nos sitúa prácticamente en el medio de la ría. Desde aquí es fácil avistar la mayor parte de las especies de aves presentes.
  5. Desde el puerto de Foz (6) podremos observar cómodamente numerosos bandos de gaviotas patiamarillas, sombrías y reidoras junto con garzas reales y ostreros euroasiáticos.
  6. Finalizamos en la playa de A Rapadoira (7) que cierra la ría y en los islotes que encontramos donde nidifican las gaviotas patiamarillas. Es posible ver también colimbo grande, cormorán grande e incluso correlimos gordo.

Ruta a pie o bicicleta “Petrosus”

MEJOR ÉPOCA

De agosto a mayo

DISTANCIA

7 km

DURACIÓN

3 horas a pie, 2 horas en bicicleta

DIFICULTAD

Ninguna

MUNICIPIOS

Ribadeo

RECORRIDO

Faro de Ribadeo - Punta dos Corvos (Rinlo)

Puede haber recursos que no están georreferenciados y, por lo tanto, no los estás visualizando.

Puntos clave de la ruta:

  1. Partimos del entorno de la isla Pancha en la boca de la ría de Ribadeo (1); podremos observar especies ligadas a medios agrícolas como lavanderas boyeras, en primavera, o cistícola buitrón y cernícalo vulgar.
  2. Atención a todos los campos que bordean el mar (2), en otoño e invierno es posible contemplar en ellos el esmerejón.
  3. En las inmediaciones de Rinlo (3), algunos inviernos, se detecta el raro y bonito escribano nival. Prestaremos atención a los bisbitas ya que algunos son costeras.
  4. Antes de llegar a Rinlo encontramos balsas artificiales (4), en ocasiones con bastante agua, donde se congregan gaviotas de diferentes especies e incluso limícolas en migración.
  5. Finalizamos en la Punta dos Corvos (5) donde podremos observar precisamente cormoranes grandes. Estaremos atentos a mar abierto y al paso de alcatraces atlánticos y otras aves marinas como charranes patinegros cristados, comunes y negrontes comunes.
Las aves

Las rías de Ribadeo y Foz acogen durante el invierno cientos de aves acuáticas. Destaca la presencia de diferentes anátidas como el ánade rabudo, el silbón europeo, el porrón moñudo y el común. Son abundantes las garzas reales y las garceas comunes, los cormoranes grandes y limícolas como los zarapitos reales o gaviotas de diferentes especies. También podemos observar otras especies menos comunes como el zampullín cuellinegro, la barnacla carinegra o el porrón bastardo.

En mar abierto es frecuente el paso de aves marinas, como el alcatraz atlántico o el negrón común. En la costa rocosa ocasionalmente podremos registrar la presencia de escribanos nivales.

Consejos y recursos
  • Los mejores momentos para realizar avistamientos son cuando sube la marea o cuando comienza a bajar. Evitaremos, pues, la pleamar y la bajamar ya que, en esos momentos, la observación en las rías es más complicada. 

  • En la ría de Ribadeo, especialmente, a primera hora de la mañana tendremos el sol de frente por lo que obtendremos mejores observaciones a medida que nos acercamos al mediodía. 

  • Es aconsejable el uso del telescopio en ambas rías.

  • Transitaremos solo por los caminos, procurando no invadir las fincas agrícolas.

Arriba