Interior de la Muralla

Conjunto histórico de cascos urbanos declarados como tal. Declarado el 22 de febrero de 1973.

Pisar y sentir los propios pasos sobre un monumento de la época romana es inevitable en Lugo. Es obligado hacer el recorrido sobre las Murallas de la ciudad bimilenaria. Datadas en el siglo III de nuestra era, conforman un cinturón de 2.200 metros perimetrales, con más de 70 cubos, a una altura media de diez metros desde la que espiar la vida a ambos lados del muro. Para evitar en lo posible esta separación, que en muchos otros lugares acarreó su derrumbe, a las insuficientes cuatro puertas originales se han ido añadiendo sucesivas entradas hasta las diez con las que cuentan en la actualidad las murallas, protegidas y declaradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Puede haber recursos que no están georreferenciados y, por lo tanto, no los estás visualizando.

Existen otras muestras de la época fundacional romana como son las Termas que se pueden visitar en el balneario situado a orillas del Miño; o un poco más alejado, el Conjunto arqueológico de Santa Eulalia de Bóveda, pequeño edificio semienterrado con una decoración pictórica poco corriente.

Los principales monumentos están en el recinto intramuros. En primer lugar, es necesario mencionar la Catedral. Los elementos de interés principal están en la Puerta Norte, por la cual la tradición indica que entraban los peregrinos del Camino de Santiago, y las Capelas barrocas de San Froilán, patrón de la ciudad, y de la Virxe dos Ollos Grandes. Además no debe faltar una observación atenta del altar mayor, en donde por un extraño privilegio en la cristiandad, está en exposición permanente el Santísimo Sacramento.  El edificio situado enfrente de la catedral, en un plano más elevado, es el Palacio Episcopal.

El Museo Provincial que contiene los hallazgos de la ciudad más antigua de Galicia se sitúa en el antiguo Convento de San Francisco. Expone entre otros fondos, lujosos mosaicos recuperados del olvido en los sótanos de la ciudad.

La Plaza Mayor es uno de los centros del vivir urbano, presidida por el llamativo Palacio Municipal, pero también cuenta con otros edificios importantes como el Círculo das Artes. La plaza, en fin, es un buen lugar desde donde decidir entrar o salir cuantas veces se desee del animado entramado de calles y plazas de la zona vieja, algunas con acogedores soportales, entre las que destaca la Praza do Campo.

 

Xunta de Galicia

© 2016 Turismo de Galicia | Todos los derechos reservados
Política de privacidad | Contacto | Accesibilidad

Galicia
Arriba